Blogia
Al_andar

El nuevo acelerador

El nuevo acelerador Ciertamente, si alguna vez alguien se ha encontrado una guinea mientras buscaba un alfiler, ése era mi buen amigo el profesor Gibberne. He oído hablar de algunos investigadores que han conseguido mucho más de lo que pretendían, pero nunca de forma tan extraordinaria como él. Esta vez, realmente, sin ningún tipo de exageración, ha descubierto algo que revolucionará al género humano. Y eso que sólo buscaba un estimulante para los nervios que fortaleciese a las personas más débiles de cara a la tensión de la vida actual. He probado la sustancia muchas veces y no puedo hacer menos que describir los efectos que ha producido en mí. Deparará experiencias asombrosas y resultará bastante interesante a todos aquellos que busquen nuevas sensaciones.
El profesor Gibberne, como mucha gente ya sabe, es vecino mío en Folkestone. Si no me falla la memoria, creo que a finales de 1899 ya apareció una fotografía suya en la revista The Strand Magazine, pero no puedo buscarla porque le presté ese número a alguien que nunca me lo ha devuelto. El lector quizá podrá recordar la elevada frente y la singularidad de las pobladas cejas negras que le dan ese toque mefistofélico a su cara.


De El nuevo acelerador
Herbert George Wells
Cuento completo
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres